Google+ se muere. Se abandonará la integración con Google y reducirá empleados

Ayer Google nos sorprendió con la noticia de la marcha de Vic Gundotra, el creador y máximo responsable de la red social Google+. También fue el principal defensor dentro de la compañía de la integración de esta red con el resto de productos de la compañía, lo que dio lugar a decisiones polémicas, como que cada nuevo usuario de Google obtuviese una cuenta de G+ por defecto, o que varios servicios como Picasa y GTalk se transformasen en Google+ Photos y Hangouts respectivamente.

La idea era que con el tiempo no fuese posible usar Google sin usar G+, una integración total que cambiaría las búsquedas y la web tal y como la conocemos. Sin embargo los usuarios han rechazado completamente esta visión; Google+ está considerada una ciudad fantasma, y aunque el número de usuarios aumenta, es un crecimiento artificial que no conlleva un mayor uso. Pese a todo, Google seguía convencida de que estaba haciendo lo correcto, o al menos eso parecía.

Vic Gundotra no se va, lo echan

Ahora unas informaciones provenientes del interior de la compañía revelan que la marcha de Gundotra es el principio del fin para Google+; todo indica que Google dará marcha atrás en la mayoría de las políticas introducidas en los últimos años, entre ellas la integración de todos sus servicios con Google+.

Todo ha empezado con el cambio de recursos y empleados a otros departamentos de Google. El núcleo de trabajadores de Google+, entre 1.000 y 1.200, están siendo dirigidos a otros puestos, la mayoría de ellos relacionados con Android y el desarrollo móvil. El equipo de Hangouts, por ejemplo, ahora dependerá del departamento de Android, y a continuación le seguirá el equipo de Google+ Photos. Además, a partir de ahora los desarrollos relacionados con Google+ tendrán forma de “widgets”, pequeñas funcionalidades independientes que aprovechen la plataforma ya en marcha, en vez de integrarlo todo en Google+.

Google+ se deshace

En lo que respecta a la integración ya existente con Google+, es poco probable que desaparezca de la noche a la mañana. Es decir, que podremos seguir iniciando sesión con nuestra cuenta de G+ en los servicios que usamos hasta ahora, aunque eso cambiará con el paso del tiempo, y la integración forzosa que tantos quebraderos de cabeza dio con algunos usuarios se abandonará. Un ejemplo de estas prácticas es Youtube, que provocó la ira de los usuarios cuando integró Google+ y cuando eliminó los comentarios para sustituirlos por conversaciones de la red social.

Este tipo de medidas fueron las que pusieron a Gundotra en la calle, según las fuentes. Aparentemente, cada vez que Google+ se metía de manera forzosa en un servicio, Gundotra lo veía como un éxito y contaba cada usuario conseguido como “nuevo”, hasta que el mismísimo Larry Page tuvo que llamarle la atención.

Dentro de la compañía no se piensa que Google+ ya esté muerto, sino que se trata de un “muerto viviente”, un zombie que seguirá funcionando con recursos y personal mínimo. Está por ver cuánto tiempo seguirá así hasta que finalmente desaparezca, o si Google volverá a intentarlo con otro planteamiento.

Fuente: omicrono